Este sitio web utiliza cookies para optimizar tu navegación y realizar labores analíticas. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información en nuestra
Política de Cookies
OK

Reforma y decoración Piso Centro Un Pequeã‘O Capricho

reformas > Reforma y decoración > UN PEQUEÑO CAPRICHO
Volver
  • Ekidazu Reforma y decoración  Piso  Centro Un Pequeã‘O Capricho - 1
  • Ekidazu Reforma y decoración  Piso  Centro Un Pequeã‘O Capricho - 2
  • Ekidazu Reforma y decoración  Piso  Centro Un Pequeã‘O Capricho - 3
  • Ekidazu Reforma y decoración  Piso  Centro Un Pequeã‘O Capricho - 4
  • Ekidazu Reforma y decoración  Piso  Centro Un Pequeã‘O Capricho - 5
  • Ekidazu Reforma y decoración  Piso  Centro Un Pequeã‘O Capricho - 6
  • Ekidazu Reforma y decoración  Piso  Centro Un Pequeã‘O Capricho - 7
  • Ekidazu Reforma y decoración  Piso  Centro Un Pequeã‘O Capricho - 8
  • Ekidazu Reforma y decoración  Piso  Centro Un Pequeã‘O Capricho - 9
  • Ekidazu Reforma y decoración  Piso  Centro Un Pequeã‘O Capricho - 10
  • Ekidazu Reforma y decoración  Piso  Centro Un Pequeã‘O Capricho - 11
  • Ekidazu Reforma y decoración  Piso  Centro Un Pequeã‘O Capricho - 12
  • Ekidazu Reforma y decoración  Piso  Centro Un Pequeã‘O Capricho - 13
  • Ekidazu Reforma y decoración  Piso  Centro Un Pequeã‘O Capricho - 14
  • Ekidazu Reforma y decoración  Piso  Centro Un Pequeã‘O Capricho - 15
  • Ekidazu Reforma y decoración  Piso  Centro Un Pequeã‘O Capricho - 16
  • Ekidazu Reforma y decoración  Piso  Centro Un Pequeã‘O Capricho - 17
UN PEQUEÑO CAPRICHO

En el centro de Donostia nos encontramos muchas veces con viviendas muy antiguas que llevan años sin actualizar y que sin embargo tienen mucho potencial; nos encontramos con un claro ejemplo.

Se trata de un apartamento familiar que durante años ha estado cerrado sin darle demasiado valor por tratarse de un espacio pequeño, abuhardillado y orientado a patio de manzana. Más bien por su aspecto inicial; se trataba de un apartamento de un dormitorio, un gran salón, cocina cerrada y un pequeñísimo baño.

Nuestros clientes ponen el piso en nuestras manos para que saquemos de él el máximo posible, y el resultado ha sido buenísimo.

En primer lugar decidimos crear una zona común de salón-cocina-comedor optimizando el espacio lo mejor posible. De esta forma el hueco destinado antiguamente a cocina lo convertiríamos en segundo dormitorio. Finalmente, decidimos ampliar un poco el baño para conseguir un buen espacio de ducha.

Al tratarse de un antigua vivienda, se rehicieron las instalaciones de fontanería y electricidad. Además, aislamos la vivienda mediante trasdosados.

Queríamos dar un carácter especial a la vivienda, con color y texturas, que fuese algo caprichoso. Por lo que seguimos con la misma idea en el baño eligiendo una cerámica de estilo hidráulico para la zona de ducha, en colores tierra para buscar la calidez que queríamos lograr.

La vivienda nos hizo un regalo con la piedra que apareció en el muro de los dormitorios; sería otro elemento característico. La limpiamos y tratamos para dejarla vista.

Para el suelo elegimos tonos claros, ya que la luz era algo importantísimo a conseguir y teníamos claro que íbamos a utilizar colores intensos en los elementos decorativos, paredes y cocina.

En la cocina, quisimos crear un elemento central donde la practicidad y la estética fueran de la mano. Ya que no teníamos demasiado sitio para crear un comedor y colocar todos los electrodomésticos necesarios, decidimos unir ambas cosas creando una enorme isla que nos serviría de comedor. Quisimos elegir colores tostados para los armarios de tal forma que quedasen integrados en el salón, así como la encimera negra que nos recordaba a los refuerzos de los postes de madera existentes. Finalmente rematamos la isla colocando tres luminarias doradas que nos daban el toque final.

Tanto en el salón como en el dormitorio principal escogimos el tono verde oscuro que nos destacaba respecto a las demás paredes, y seguimos manteniendo este color en los elementos decorativos.

Las ventanas de una hoja fueron el último elemento clave para conseguir el resultado buscado. Nos daban mayor amplitud, luz y un resultado estético más actual.

Así conseguimos transformar un apartamento en un piso caprichoso lleno de toques especiales.